Intención

Esta bitácora está dedicada a los alumnos con necesidades educativas especiales, sobre todo a los alumnos con discapacidad motora (parálisis cerebral, espina bífida, distrofia muscular,....); en términos de hoy, a los alumnos con diversidad funcional. También proporciona recursos para la intervención en alumnos discapacitados motóricos (principalmente con parálisis cerebral) y opiniones o noticias sobre temas educativos. Es decir: nos preocupa y nos ocupa la educación inclusiva.

Decía Carl Rogers, padre de la psicología existencial humanista, refiriéndose a la empatía, que ésta es como ponerse los zapatos del otro y hacer un buen trecho del camino. Esta bitácora pretende, también, ponerse esos zapatos.

Por otra parte, tenemos el convencimiento de que:

- La accesibilidad e inclusividad del contexto aumenta o disminuye la diferencia entre capacidad y rendimiento y hace que la persona sea más o menos discapacitada. Diseñemos contextos inclusivos.

- Una persona es más o menos competente dependiendo de cómo esté configurado su escenario vital y sus diferentes contextos. La discapacidad está en los contextos, no en las personas.

- Lo peor de una discapacidad no son los inconvenientes físicos que produce, sino la posible ausencia de bienestar psicológico y estar próximo a la exclusión social o ya inmerso en ella.

- Ningún sistema educativo se puede considerar de calidad si no tiene una respuesta para atender a la diversidad.

- El mundo está diseñado por personas sin discapacidad para personas sin discapacidad, por eso podemos afirmar que la discapacidad se construye socialmente. No contribuyamos a esto y hagamos una sociedad inclusiva.

________________________________________________________Javier Martín Betanzos

jueves, 21 de enero de 2010

El CERMI pide al Gobierno que apruebe un nuevo baremo de discapacidad, basado en el modelo social de la discapacidad.

Imagen del CERMI que lleva a la entrada de la página principal de su portal

El modelo social de la discapacidad considera que las causas que originan la discapacidad son, en gran medida, sociales. Desde esta filosofía se insiste en que las personas con discapacidad pueden aportar a la sociedad en igual medida que el resto de personas, pero siempre desde la valoración y el respeto de la diferencia. Este modelo se encuentra íntimamente relacionado con la asunción de ciertos valores intrínsecos a los derechos humanos, y aspira a potenciar el respeto por la dignidad la igualdad y la libertad personal, propiciando la inclusión social, y sentándose sobre la base de determinados principios como la vida independiente, no discriminación, accesibilidad universal, normalización del entorno, etc. Parte de la premisa de que la discapacidad es en parte una construcción y un modo de opresión social, y el resultado de una sociedad que no considera a las personas con discapacidad. La autonomía de la persona con discapacidad debe ser tenida en cuenta para decidir respecto de su propia vida, y para ello se centra en la eliminación de cualquier tipo de barrera, a los fines de brindar una adecuada equiparación de oportunidades.
El párrafo anterior corresponde a “El modelo social de discapacidad: orígenes, caracterización y plasmación en la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad” de Agustina Palacios. Traemos aquí esta definición porque el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) ha reclamado al Gobierno que apruebe un nuevo baremo de discapacidad, que responda al modelo social de entender la discapacidad establecido internacionalmente.
Tanto la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de Naciones Unidas como la Clasificación del Funcionamiento de la Discapacidad de la Organización Mundial de la Salud (OMS), consagran una concepción de la discapacidad como resultante de la interacción de factores funcionales presentes en la propia persona y del entorno o medio en que ésta se desenvuelve. Se enfatiza la importancia de los factores sociales, frente al modelo médico o rehabilitador, que ligaba la discapacidad a un elemento negativo de salud. El actual baremo vigente en España, de 1999, obedece al modelo médico, que no se ajustaría a las recomendaciones de la organización Mundial de la Salud (OMS); de ahí que se pida este cambio.

_____________________________

2 comentarios:

mi campeona dijo...

gracias por la informacion. Un saludo y feliz año nuevo que no habia pasado por acá hace un tiempito

Javier Martín Betanzos dijo...

Sé bienvenida, feliz año para tí y tu campeona.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...